Opera de París : consejos, precios y horarios

0
351
Opera Garnier - París
Opera Garnier - París

Obra maestra del estilo arquitectónico extravagante y decorativo del Segundo Imperio, la Opera de París tiene todavía hoy sus admiradores. Alberga en la actualidad representaciones de la Opera Nacional de París

Acceso, horarios de apertura y precios de la Opéra Garnier

  • Abierta todos los días

    • de 10am a 5.00pm
    • del 15 de julio al 31 de agosto – de 10am a 6pm
    • Cerrada el 1 de enero, 1 de mayo, 12 de abril, 26 de abril, 3 de mayo y 16 de mayo.
  • Precios
    • visita: €10 (€6 tarifa reducida) (acceso al monumento y exposiciones)
    • para la Opéra: de €25 a €230
    • para el Ballet: de €12 a €140
  • Acceso y medios de transporte

    • Metro: líneas 8, 7, 14, parada en la Opéra – RER A-E, parada en la Opera – Haussmann
    • Bus: líneas 20, 21, 22, 27, 66, 68, 81, 95
    • Dirección: rue Scribe 75009 París

Visita a la Opéra Garnier

Opera Garnier - París
Opera Garnier – París

Diseñada por el arquitecto Charles Garnier, la construcción de la impresionante Opera Garnier comenzó en 1860. La inauguración tuvo lugar en 1875, y supuso la consagración del proyecto de transformación urbanística del Baron Hausmann.

  • La impresionante fachada principal de la Opera establece el tono del lugar, en éste barrio compuesto por enormes avenidas. El aparente y pretencioso estilo de la escalinata principal, el gran vestíbulo y el auditorio son típicos de esa época.
  • El día de la inauguración, Garnier pagó su propia entrada, un asiento de segunda clase numerdado 120F. A pesar de su tamaño – unos 11.000 m2 (36.000 pies cuadrados) – la Opera tiene una capacidad para solo 2,200 espectadores, mientras que el escenario puede albergar hasta 450 artistas.

La Opera tiene su lado serio, pero hay también unas cuantas anécdotas entretenidas relacionadas con ella.

  • Su legendario lago bajo tierra (que es, de hecho, una reserva) existe realmente. Se utilizó para drenar agua bajo los cimientos del edificio y podría ser utilizada en caso de incendio. Un técnico tuvo la brillante idea de criar truchas en ese agua. Prosperaron de tal manera que los trabajadores solían venir a pescar durante los descansos de las comidas. La historia dice que el astuto técnico remplazó las truchas por barbos después, un pez mucho menos popular.
  • Si tienes la oportunidad de cruzar los tejados de la Opéra, puede que te encuentres a M. Pauchon, un apicultor en sus ratos libres que, durante los últimos 16 años, se ha encargado del cuidado de dos colmenas ahí construídas. Al parecer, a éstas abejas les encanta, y para muestra un botón. Recolecta casi 200 kg. de miel cada año, que están a la venta en la tienda de la Opera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.